Personal de la Dirección de Servicios Sanitarios trabajó en la reparación de la red de agua potable tras la rotura de un caño producto de una conexión indebida a la red que intentó realizar un particular. Por esa razón durante horas gran parte de ese barrio careció de suministro.

"La situación fue regularizada, aunque desde Servicios Sanitarios reiteraron la necesidad de que los vecinos no avancen con este tipo de conexiones, ya que son habituales las roturas de la red por este clase de trabajos irregulares", sostuvieron desde el Municipio.

Compartir

Comentarios